Recomendaciones para cuidarse después de un aumento de busto en Monterrey


El aumento de busto en Monterrey es una cirugía estética que puede practicarse de manera rápida y eficaz, mediante el respaldo de médicos profesionales, así como instalaciones de primer nivel. El diagnóstico y la ejecución son pasos importantes dentro de las cirugías, como también lo es la recuperación, pues este paso final es fundamental si se quieren aprovechar al máximo los beneficios de una operación. La recuperación determina en gran medida el éxito de la operación, no sólo la calidad del procedimiento, por lo que resultan necesarias algunas prácticas de cuidado para que no ocurra ningún inconveniente o resultado indeseado.

En esta publicación les diremos una serie de recomendaciones de cuidados postoperatorios que les aconsejamos seguir. No olviden solicitar el respaldo de un experto en el aumento de busto en Monterrey como el Dr. Gerardo Castillo. Sin más que agregar, ¡Comencemos!

Después de una cirugía de aumento de busto en Monterrey, el cuerpo sufre traumatismos y daños a causa de esta intervención, ya que para colocar una prótesis es necesario primero disecar la mama. Esta situación aunque es controlada, no deja de ser estresante para los tejidos,  por ello después de cualquier cirugía es necesario el reposo. Cuando se habla de reposo no nos referimos a una total inmovilidad, sino a que el movimiento de los brazos debe ser suave y relajado, asimismo debe evitarse cargar cosas pesadas o realizarse sobre estiramiento, así como forzar los brazos al extenderlos. Con estas medidas se facilita la cicatrización, también las formaciones que suelen aparecer por descuidos alrededor del implante, de igual manera se evita la acumulación de líquido seroma.

La compresión es otro aspecto importante en la recuperación: el sujetador y en algunas ocasiones la banda mamaria, son dos accesorios fundamentales, pues estos evitan movimientos durante el proceso postoperatorio de cualquier cirugía de mamas con implantes. De no usarse un sujetador con la adecuada medida, o retirarse de manera frecuente se pueden comprometer los resultados esperados por la paciente y el cirujano. Tras la cirugía, otro de los puntos importantes es el de la hidratación, ya que después de la intervención la piel de la mama se estira, no solo por la introducción del implante, sino también por la inflamación. El uso del sujetador, aunque ayuda al ajuste y a que no se mueva la mama, también provoca evidentes problemas de resequedad en la piel. La distensión repentina se causa en su mayoría por el uso de sostenes, pero también porque la piel de la paciente es poco elástica o se ha asentado una prótesis demasiado grande, por esto es recomendable mantener la piel con una correcta hidratación, para evitar estos síntomas y de paso evitar el surgimiento de estrías.

Tras los primeros días después de realizarse esta operación es recomendable dormir con la cabecera de la cama un poco incorporada, pues con ello se disminuye la inflamación en la zona torácica, y esto puede conseguirse simplemente colocando mantas o cojines por debajo del colchón; también es importante dormir boca arriba, evitando ladearse o acostarse boca abajo.

Otro aspecto importante a tener en cuenta son los cuidados de drenaje linfático manual, que hará más sencilla la vuelta al buen estado de salud de manera más rápida. Este tratamiento auxiliar alivia las molestias, dolor e inflamación de manera pronta. El control de consulta y las revisiones son otro aspecto posoperatorio fundamental, pues con esto puede confirmarse si el proceso postoperatorio va marchando perfectamente o también se puede determinar si existen anomalías para así proponer un tratamiento que desemboque en una pronta solución.

Además, es necesario que las pacientes que se someten a un aumento de busto en Monterrey estén sujetas a revisiones constantes durante el primer año después de realizada la cirugía, por lo que las revisiones de control serán continuas, con el fin de valorar el estado de los implantes.  Cabe añadir que es necesario tomar en cuenta que las prótesis pueden romperse o deformarse, por lo que es imprescindible realizarse ecografías RNM para asegurar que todo se encuentre en perfecto orden. Estas revisiones se realizan normalmente de manera anual.

Cuando de cicatrices se trata, uno de los factores más determinantes para la curación de las mismas, son los rayos del sol, pues estos son la causa principal de que las cicatrices se pigmenten y con ello se hagan más visibles. Durante el primer año posterior a la operación, es muy importante mantener las cicatrices lo más alejadas del sol y o no mantenerlas expuestas a los rayos solares sin la debida protección.  Cuando los implantes son colocados en el plano submuscular, entre mayor actividad física se realice, mayor será el desgaste, sobre todo la actividad que represente una mayor carga hacia la zona pectoral. Este es un factor de riesgo, más no implica el cese de las actividades físicas, sin embargo, debe tomarse en cuenta, por ello es recomendable evitar el trabajo del musculo pectoral con peso.

Para reanudar nuevamente la actividad deportiva, las pacientes deben de tener un periodo necesario de reposo, que debe variar entre 1,5 meses y 3 meses. Esto no debe ser pasado por alto, sobre todo si se tienen implantes anatómicos, ya que con ello se previene la rotación. Con respecto a los implantes redondos, el tiempo de recuperación suele ser más rápido. Esto es diferente en cada paciente, en relación también al deporte que realice.

El Dr. Gerardo Castillo es un especialista cirujano plástico, el cual se ha encargado durante años de embellecer el aspecto de las personas, no sólo con fines estéticos sino también con fines de salud y reconstrucción, pues existen mal formaciones congénitas que pueden causar malestar en las personas.  El Dr. Castillo, trabaja con suma experiencia, así como con los métodos quirúrgicos y de rehabilitación más innovadores, apoyados siempre con la mejor tecnología y con instalaciones de primer nivel, por ello sus operaciones de aumento de busto en Monterrey son siempre un éxito.

Para cualquier duda, es necesario acudir con el cirujano, quien les aconsejara de manera oportuna durante todo el proceso, antes durante y después de la operación. Esperamos que les haya gustado esta publicación. ¡Gracias por su visita!